Se logran avances en la recuperación de la visión

Antes el recuperar la visión era algo imposible que en los tiempos modernos se está comenzando a convertir en realidad con los primeros avances en tecnología de visión artificial, que han permitido a personas ciegas debido a la rinitis pigmentosa recuperar la vista parcialmente.

La tecnología para recuperar la visión aún está bastante limitada ya que no se ha logrado devolver la completa vista, sino que los pacientes tratados son capaces de ver las puertas por donde entrar, o leer las letras grandes de los titulares en un periódico, pero no conducir o hacer footing, ni siquiera ver con detalle los rostros de otras personas.

Un grupo científico en la Universidad de Stanford en California, EEUU, con financiación del Instituto Nacional del Ojo, está tratando de mejorar la tecnología actuando sobre células específicas de la retina, tejido neuronal que se encuentra por detrás del ojo y convierte la luz en actividad eléctrica.

En las pruebas se ha usado estimulación eléctrica en las células de retina para producir los patrones de actividad que aparecen al ver un objeto moverse. Aunque queda todavía mucho trabajo por hacer, los avances hasta ahora son un paso enorme para restaurar la visión completa y con fidelidad en personas invidentes.

La retina esta compuesta por varias capas de células. La primera tiene células fotorreceptoras que detectan la luz y la convierten en señales eléctricas. La retinitis pigmentosa y otras enfermedades que causan ceguera son causadas por perder estas células.

La mayoría del procesamiento visual se produce en el cerebro, pero también juegan un papel importante las células granglionares de la retina. El nuevo estudio muestra que una estimulación eléctrica sofisticada, con los patrones correctos, puede hacer que se recuperen ciertos aspectos de la visión, como las formas, el color o la profundidad en el tejido retinal aislado.