Remedios caseros contra los acúfenos

El tinnitus, también llamado acúfenos, son los zumbidos o ruidos anormales en los oídos como gorjeos, pitos, timbres, campanilleos, truenos, chirridos o silbatos que se sienten, de manera continuada o con intervalos de silencio, en uno o ambos oídos.

El tinnitus puede ser causado por muchas cosas, por taponamiento debido al cerumen, algunos medicamentos, sustancias químicas, consumo excesivo de alcohol o cafeína, exposición prolongada a ruidos fuertes, enfermedades del oído medio, trastornos de la circulación, problemas cervicales o de columna, lesiones en la cabeza y estrés.

A continuación se exponen algunos remedios naturales para combatir los acúfenos:

  • Tomar al día dos cucharadas de levadura de cerveza mezclada en zumo de tomate.
  • Hacer lavados diarios de la nariz con agua fría con un poco de sal, lo que estimulará el riego sanguíneo si se consigue que el agua pase a la garganta.
  • Presionar, durante varios minutos, las depresiones directamente debajo de las orejas, tras la mandíbula.
  • Aplicar un trapo previamente calentado por medio de una plancha y poner de inmediato, antes que se enfríe, sobre el oído donde se siente el zumbido.
  • Presionar ambas orejas contra la cabeza varias veces por día y usar los dedos pulgar e índice para masajear los extremos exteriores de ambas orejas, incluyendo los lóbulos.

Procura llevar una dieta alta en fibra y baja en grasas, evita el consumo de alcohol y café todo lo posible, practica ejercicio suave para activar la circulación sanguínea. Evita introducir el dedo o cualquier elemento para destapar el oído ya que podría causar una infección. Si el taponamiento es causado por estrés practica técnicas de relajación.

Acude a tu medico si el tinnitus es persistente o recurrente para averiguar la causa.